jueves, 20 de diciembre de 2012

¿Matrimonio? No, gracias

Shinsuke Kuwano (Abe Hiroshi) es un arquitecto solitario, maniático y un tanto obsesivo compulsivo. Diseña casas en su propio estudio con la ayuda de Eiji (Tsukamoto Takashi) y Sawazaki (Takashima Reiko), vive solo en un elegante apartamento y no deja que nada ni nadie perturbe su modo de vida hasta el punto de no dejar ni siquiera entrar en su casa a su propia familia (madre, hermana, cuñado y sobrina) (conste que en la foto están en casa de la hermana, no en la suya XDD)
Es metódico, de costumbres fijas lo que le hace un poco irascible y, sobre todo, extraño y dificil de entender, en ocasiones, para la gente que le rodea.
Pero todo cambiará el día en que a causa de una enfermedad empezará a tener relación con su vecina Michiru (Kuninaka Ryoko) y su doctora Natsumi (Natsukawa Yui). A pesar de que el hombre a ellas les parece bastante peculiar y casi totalmente insoportable y que él no quiere que nadie se inmiscuya en su vida, terminarán por estrechar lazos de auténtica amistad y solo amistad pues Kuwano es totalmente contrario al matrimonio.
A quien sí admitirá de buen grado en su vida tras tener que cuidarlo durante unos días es a Ken-chan el pequeño cachorro de Michiru. No deja de ser divertida y sorprendente la manera en la que hombre y animal se entienden solo con mirarse a pesar de ser pocas las ocasiones que tienen para estar juntos.
¿Recomendable? Totalmente. Kekkon dekinai otoko (El hombre que no podía casarse) es una serie divertida, entretenida, de las que se hacen cortas.
¿Personaje? Todos, es dificil destacar uno, desde Kuwano-san hasta el maestro de obra que siempre termina a la greña con nuestro protagonista, son todos estupendos así que me quedaré con Ken-chan que propicia la mayoría de las escenas más divertidas y que a pesar de haber comentado al comenzar el dorama que "este tipo de perros no me gustan", he de reconocer que me ha conquistado totalmente.
Y como presentación de cada capitulo el tema Suimi de Every little Thing: 

10 gotitas:

Elphaba dijo...

Bueno, bueno, es que Hiroshi Abe es un actorazo como la copa de un pino. A puntito estuve de escaparme a verlo haciendo Shakespeare en Londres. Todos los personajes son estupendos, pero el de él es genial.
Mira que es rarito y puede ser insoportable. La que dio con la forma de mezclar los ingredientes del okonomiyaki, que tenía a la pobre amargadita XDDDDDDDDD.

Y sí, a mí normalmente tampoco me hacen mucha gracia los gags con animales, pero en aquel episodio de Ken-chan me cautivó por completo: menuda mirada! XDD

Bastante recomendable, de las que van gustando más y más poquito a poco, y para un tipo de público muy amplio.

Inma dijo...

¡¡Lo he visto!!! Como al rey me llena de orgullo y satisfacción haber visto algo de lo que comentas por aquí. Muy divertida.

Geno dijo...

La verdad es que a veces, no se como lo soportaban, tenía sus momentos de caerme realmente mal de lo cuadriculado que era jajajaja.
Inmaaaa, esperaba tu comentario aqui jajajajajja

Merchi dijo...

Me quedo con el perro, jejeje, qué monada.

Geno dijo...

En acción es la bomba XDD

Zelgadiss dijo...

Este me la pasó Elphaba hace tiempo, seguro que es un dorama buenísimo, y Abe Hiroshi me parece un gran actor, eso lo reconozco. Ahora, me da una pereza ponerme a ver la serie... ^///^
(que le vamos a hacer, soy asín)

Diría un comentario sobre el perro feo ese, pero me voy a callar. o_O

Geno dijo...

Del perro no digas nada que da unos momentazos en la serie de flipar jajajjajaja (digamos que no es este el único dorama que te da perza XDD)

Claire dijo...

Ooooohh! Yo este lo vi hace mil también!
Me gustó mucho! Es que Abe Hiroshi es un actor genial, como ya hemos dicho todas, jajaja
Pero el personaje que hace en algunos momentos lo habría matado de tan cuadriculado, jajaja
Y no os metáis con el perro, que es una monada y es como el que tiene mi hermana! jajaja De tan feo que es, es guapo! ;-P
Muy recomendable!!

Zelgadiss dijo...

Me gusta lo que dices del perro, Claire. Tu teoría es aplicable para personas, además de perros. Ahora sabes como me siento yo con algunos de mis fanatismos...
^///^

Geno dijo...

Ya lo digo, el perrito me parece más bien feo pero me terminó conquistando ¡es genial!